La fuente de los deseos

La suerte según la RAE, entre sus muchas acepciones es : Encadenamiento de los sucesos, considerado como fortuito o casual.

Yo diría que la suerte no es para quien la busca, sino para quien la encuentra. Aunque en determinadas ocasiones una ayudita nunca viene mal.

Esta entrada fue publicada en Desclasificados y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

14 respuestas a La fuente de los deseos

  1. Ligia dijo:

    Qué lindo!! Abrazos

  2. Calandra dijo:

    Supongo que la mayoría de las veces tirar una moneda a una fuente solo sirve para quedarse sin la moneda.

  3. Un final feliz que, por desgracia, no siempre se le brinda a quienes lo merecn.

  4. Jesus dijo:

    Pensemos que existe, porqué no.

  5. Genín dijo:

    Eso es por…narices…jajaja 🙂
    Salud

  6. Tawaki dijo:

    Una historia muy bonita y muy bien contada.

    • unjubilado dijo:

      Tawaki Es curioso, nunca hubiera pensado que habría una persona debajo de la fuente para conceder los deseos. Las veces que he echado una moneda en alguna fuente o pozo el «otorgador de los deseos» debía de estar en su descanso diario, ya que nunca se me ha concedido y eso que pedía poco, un yate, un jet privado, que me tocara la lotería sin jugar o similares.

  7. Yo no he echado nunca una moneda en una fuente, pero hace poco fotografié una en la que había mucha «chatarrilla colorá», que es como le llamo a la calderilla de cobre.

    • unjubilado dijo:

      Senior citizen Es lo que se suele echar en las fuentes monedas sueltas de escaso valor, aunque hay fuentes famosas como por ejemplo La Fontana di Trevi que en un solo día han llegado a recaudar 3.000 euros.
      En el año 2011 recogieron 940.000 euros en el 2012 el importe fue de 1.080.000, el dinero se lo entregan a Cáritas y asociaciones benéficas para ayudar a los más necesitados.

Los comentarios están cerrados.