Perlas

Ostra con perlaEl otro día al leer un artículo de Leodegundia “Y todo empezó por …” recordé que yo tenía una perla en mi correo, la mía es agridulce, producto del dolor.

Una ostra que no ha sido herida no puede producir perlas.

Las perlas son producto del dolor, el resultado de la entrada de una sustancia extraña e indeseable al interior de la ostra, como un parásito o un grano de arena.

En la parte interna de la ostra se encuentra una sustancia lustrosa llamada nácar. Cuando un grano de arena penetra en la ostra, las células de nácar comienzan a trabajar y cubren el grano de arena con capas y capas y más capas de nácar para proteger el cuerpo indefenso de la ostra

Como resultado, se va formando una hermosa perla.

Una ostra que no haya sido herida de algún modo, no puede producir perlas.

Porque la perla es una herida cicatrizada.

¿Te has sentido lastimado por palabras hirientes?

¿Has sido acusado de haber dicho cosas que nunca dijiste?

¿Tus ideas fueron rechazadas o mal interpretadas? ¿O quizás fueron tomadas por alguien para presentarlas como propias?
Collar de perlas
¿Has sufrido golpes de los que adquieren ideas preconcebidas indebidamente?

¿Has sido objeto de la indiferencia?

Entonces… ¡produce una perla!

Cubre cada una de tus heridas con varias capas de amor

Muchas personas sólo aprenden a cultivar resentimientos, dejando sus heridas abiertas, alimentándose con sentimientos pobres, los cuales impiden que las lesiones cicatricen

En la vida real vemos muchas “ostras vacías”, no porque no hayan sido heridas sino porque no han sabido perdonar, comprender y transformar el dolor en amor.

Vale la pena enfrentarse a las heridas. No seas vencido por lo malo, rinde al enemigo con el bien.

¿Tienes muchas perlas en tu corazón?

Etiquetas: , ,

Esta entrada fue publicada en Anotaciones. Guarda el enlace permanente.

14 respuestas a Perlas

  1. patus dijo:

    Heridas tengo, como todo el mundo, algunas cicatrizadas, otras en camino de serlo, y alguna en terapia intensiva supongo.
    Cariños

  2. Leodegundia dijo:

    Le idea que expones hoy es muy bonita, pero pienso que los animales son menos complicados en la parte sentimental que las personas y por eso son capaces de transformar un grano de arena en una perla y aunque algunas veces las personas logren cubrir todo ese dolor y ese daño recibido, nuestras perlas a la menor presión suelen resquebrajarse posiblemente porque nuestro nácar no es de buena calidad.
    De todas formas sería maravilloso que fuéramos capaces de hacer perlas al convertir el dolor en amor.
    Un abrazo

  3. Sirenita dijo:

    Ponga una perla en su vida y de fabricación casera.
    Me gusta la idea.
    Un beso.

  4. cerise dijo:

    Es un relato hermoso pero desgraciadamente para algunos es solo una utopia, cuando te lastiman, ya se rompe algo y es inutil poner capas de balsamos o de lo que quieras….
    eso , el dolor queda alli.

  5. Brisa dijo:

    Hacía días que no me pasaba, en realidad no me paso casi por ninguna parte, ni por mí misma, pero hoy he sentido que te extrañaba, a lo mejor necesitaba recordar que mi alma es así de bella quizás por todas esas heridas recibidas, así que la abrazo sin preguntas y a tí también

    Un abrazo

  6. Gatopardo dijo:

    De verdad, que yo con aquellos consejos sublimes de don Jesús Urteaga (“siempre alegres para hacer felices a los demás”) quedé tan saturada que las historias como ésta me provocan deseos de abofetear.
    Maño, me quedo con el tirachinas verbal contra quien se pasa un pelo, y que no reincidan, porque las perlas que las haga Majorica.
    Un abrazo

  7. Ray dijo:

    Hermoso post Emilio, realmente una “perla” para que la engarcemos en nuestra memoria y no la olvidásemos, felicidades por este articulo 🙂

    Saludos,
    Ray

  8. patus dijo:

    Me quedé pensando… eso de las perlas es una manera muy poética de decir si uno está hecho pelota y si ha aprendido con ello ¿no?
    Un abrazo

  9. LAMIMA dijo:

    Pues anda que no iba a tener yo collares….

  10. unjubilado dijo:

    Patus Creo que todos tenemos heridas, pero me temo que la que mas te preocupa ahora es la de terapia intensiva.
    En el 2º comentario no conocía la expresión “hecho pelota”, la he tenido que buscar (fatigado, maltrecho…) creo que se le pueden dar muchas interpretaciones, seguro que la que tú apuntas es una de ellas.
    Abrazos

    Leodegundia El animal racional es el mas complicado que existe, así mientras unos conservan la herida abierta durante mucho tiempo y cuando la empiezan a curar a la mas mínima vuelven a sentirse agraviados, otros la cierran rápidamente, pero te la “guardan” y otros al poco tiempo ya no se acuerdan de ella e incluso ayudan y protegen al que les hirió.
    Abrazos

    Sirenita Con la de perlas que habrás visto y podido coger por esos mares por los que navegas, no creo que para tí sean agradables las de fabricación casera.
    Un beso fuera del agua, que dentro me ahogo.

    Cerise Excepto que la herida sea muy profunda, debemos de procurar perdonar, pero al menos, en mi caso no ofrecer la otra mejilla y aunque siempre nos acordemos, creo que no debemos de martirizarnos a nosotros mismos ni guardar resentimiento.
    Besitos

    Brisa Me está pasando a mí algo parecido, casi no llego a contestar a todos los comentarios que me hacen y comentar en los demás blogs. Yo si te voy leyendo, pero o soy muy torpe, o no encuentro la posibilidad de hacer ningún comentario en tu blog y por correo me cuesta mucho mas. No solo tienes bella el alma, aunque no te conozco, te imagino muy bella.
    Besitos

    Gatopardo Evidentemente observo que el post es muy polémico ya que cada un@ piensa y siente como le va o le ha ido en la vida.
    Te iba a dar un abrazo, pero eso del tirachinas me ha llegado al alma, así que desde lejos te mando besitos al aire.

    Ray Gracias por tus palabras, pero de verdad lo que es una perla es tu blog, son tantas las perlas que existen que por mas que voy consultando referencias y tu propia bitácora, no logro memorizar ninguna y eso que hubo un tiempo que los recortaba para guardarlos, pero luego aunque usados se los dí todos a una persona.
    Saludos

    Lamima A algunos la vida nos ha tratado con cierta delicadeza, pese a haber recibido mas de una zancadilla, especialmente en el trabajo, pero está visto que para otros la vida no ha sido tan sencilla.
    Un abrazo

  11. Gatopardo dijo:

    Y yo te los devuelvo soplando desde la punta de los dedos.
    Sólo empleo el tirachinas con los bordes que van a herir y a fastidiar. No tienes que temer nada, que eres un cacho pan.
    Un abrazo

  12. unjubilado dijo:

    Gatopardo ¡¡Los he recogido todos!! Gracias guapísima, de verdad te agradezco ese piropo.
    “Con los bordes que van a herir y a fastidiar” Hoy por primera vez he tenido 190 spam en unas tres horas, antes tenía unos cuantos pero los revisaba rápido y los borraba, hoy me ha costado mas tiempo y espero que no haya borrado algún comentario sin querer.
    Voy a empezar a fabricarme un tirachinas de repetición, y al que empiece por Good days gentleman, le doy en los dos ojos.
    Abrazos

  13. Merche dijo:

    Llego tarde a este post, que por cierto es muy hermoso. Lo recordaré cuando sea ostra, pero siendo persona me quedo con el comentario de Gatopardo, las perlas para las joyas, que cuesta mucho trabajo fabricarlas 🙂
    Un abrazote.

  14. unjubilado dijo:

    Merche Siempre tendremos a Majorica que por un precio módico nos venderá las perlas que deseemos.
    Un abrazo

Los comentarios están cerrados.