Visitantes con paraguas

En Zaragoza se hunde parte del techo de la nueva estación de autobuses por una filtración de agua.

Las obras del hotel que se está construyendo en el segundo piso, justo encima de la estación de autobuses, dejaron abierta una toma de agua, produciendo una fuga que terminó filtrándose sobre el techo del vestíbulo, la sala de espera y el pasillo que conduce a la cafetería.

Seguramente los operarios lo hicieron con buena intención, para que el Ebro vaya aumentando su caudal de agua y no se agote para la inauguración de la Expo que ya solo faltan 147 días.

Si llegáis a Zaragoza en autobús no olvidaros del paraguas.

Visto en 20 Minutos

Tags: , , ,

Esta entrada fue publicada en Expo 2008, Zaragoza y etiquetada . Guarda el enlace permanente.