Las mejores semillas

AYUDAR PARA AYUDARME

MaizUn empresario agricultor, de poco estudio, participaba todos los años en la principal feria de agricultura de su ciudad. Lo más extraordinario es que él siempre ganaba año tras año, el trofeo: MAÍZ DEL AÑO.

Entraba con su maíz en la feria y salía con la faja azul recubriendo su pecho. Su maíz era cada vez mejor.
En una ocasión de esas, un reportero de TV abordó al agricultor después de la tradicional colocación de la faja de campeón!

Él quedó muy intrigado con la revelación del agricultor, de como acostumbraba a cultivar su calificado y valioso producto. El reportero descubrió que el agricultor compartía buena parte de las mejores semillas de su plantación de maíz con sus vecinos.


– ¿Cómo puede usted compartir sus mejores semillas con sus vecinos, cuando ellos están compitiendo directamente con usted?

El agricultor respondió: – ¿Usted no sabe? ¡Es simple!
El viento recoge el polen del maíz maduro y lo lleva de campo en campo. Si mis vecinos cultivaran maíz inferior al mío, la polinización degradaría continuamente la calidad de mi maíz. Si yo quiero cultivar maíz bueno, tengo que ayudarlos a cultivar el mejor maíz, cediendo a ellos las mejores semillas.

MORALEJA: Aquellos que escogen estar en paz, deben hacer que sus vecinos estén en paz.
Aquellos que quieren vivir bien, tienen que ayudar a los otros para que vivan bien.
Aquellos que quieren ser felices, tienen que ayudar a los otros a encontrar la felicidad, pues el bienestar de cada uno está ligado al bienestar de todos.

¿Ahora entiendes que todos somos importantes unos para otros y que para vivir bien, dependemos unos de los otros?

Espero que también consigas ayudar a tus vecinos a cultivar cada vez más las mejores semillas, los mejores maíces y las mejores amistades.
“Para tratar contigo mismo, usa la cabeza” “Para tratar con los otros, usa el corazón”

Recibido por correo. Gracias Luis.

Tags: , , , , ,

Esta entrada ha sido publicada en Amor y amistad y etiquetada como , , , , . Guarda el enlace permanente.

13 respuestas a Las mejores semillas

  1. sucotronic dijo:

    Que grande la moraleja jubi. Ojala la realidad fuese así, y todos pudiésemos vivir en paz y armonía con nuestros convecinos, ayudándonos mutuamente a solucionar problemas, en lugar de creárnoslos entre nosotros mismos.

  2. amigoplantas dijo:

    Razón por la que los maíces transgénicos son incompatibles con la vecindad de otros maices que no deseen una componente «transgénica» en sus granos

    ¿A que no te esperabas un comentario así?, pero es rigurosamente cierto

    Y en cuanto al tema de fondo los pichinglis-hablantes que lo pichinglean todo lo llamaron hace tiempo Win-Win (ganar-ganar)

  3. Rosa María dijo:

    Hermosa historia, una gran lección de inteligencia, compañerismo y también de humildad. Gracias por ponerlo. Un abrazo

  4. Precioso y certero al 100%. Y estoy con amigoplantas en lo de los transgenicos, es mas, si no yerro, la cosa es que los transgenicos y otras semillas «industriales» se hacen esteriles a idea, asi se acabo el compartir con el vecino o currarse las mejoras. Eso lo pagas. Cada año. Si te lo quiere vender el «propietario». Me gusta mas el mundo de tu historia, ojala que volvamos hacia el.

  5. M.Eugenia dijo:

    Muy buena la moraleja, lástima que nos olvidemos de ella en el día a día.

  6. delokos dijo:

    Gracias por el cuento, Emilio…

    Con tu permiso, me lo llevo a mi blog de cuentos… es fantástico.

    Un saludo…

  7. Pau dijo:

    Me encantan tus cuentos con moraleja 🙂 es precioso trataré de ser una buena semilla para los demás 🙂

    Un abrazo ronroneado y muchos besos ^^ 😉

  8. paola dijo:

    porque no ponen una foto de la semilla de una planta de maìz si eso es lo que busco yo ya se donde comprarlo pero no me se sus partes, hay dios mio

  9. paola dijo:

    a casi nadien le gustan las moralejas bueno a alguno si pero no las sigen ¿porque?eeeeee

  10. paola dijo:

    hoy no estamos a 3 de marzo por si no lo sabian!!!!!!!

  11. trimbolera dijo:

    Mira que agudo el agricultor y que razón tenía.

Los comentarios están cerrados.