Torre Tardán I (Leyenda)

Gistaín (Huesca)

Pulsar en la imagen para agrandarla.

En esta leyenda se ejemplifican las habituales muestras de envidias y arrogancias que a lo largo de los siglos se repiten entre vecinos, como es el caso del enfrentamiento de las familias Rins y Tardán en la localidad oscense de Gistaín.

Gistaín, es un municipio alpino asentado en una de las cotas más elevadas y septentrionales de la comarca del Sobrarbe (Huesca). Muy cerca tiene su paso el cauce del Cinqueta procedente de la parte más occidental del Parque Natural Posets-Maladeta.

Presenta un interesante conjunto poblacional en el que nos encontramos hermosas muestras de arquitectura popular. Gistaín se encuentra en una de las zonas del Pirineo Aragonés en la que mejor se han conservado las tradiciones alpinas. Su escaso contacto con el exterior ha hecho que a día de hoy podamos escuchar la fabla y el “chistavin”, uno de sus dialectos, entre los habitantes de la zona.

Dominando una bonita panorámica del pueblo se halla la torre de la parroquial de San Vicente Mártir, levantada entre los siglos XVI y XVII y presentando una clara fisonomía defensiva.

Otras dos torres se alzan en el interior de este pintoresco núcleo alpino. Ambas pertenecen a diferente casas fuertes, la más antigua se adscribe a “Casa de Rins” y la otra a Casa de Tardán”, arrastrando una curiosa leyenda entre ellas.

Según la tradición, la casa más antigua es la de Rins, y el dueño de ella estaba tan orgulloso de su casa que en una ocasión le dijo al amo de casa Tardán ¡Eres menos que un grano de mijo!. Evidentemente éste se ofendió y le respondió que: ¡Éste grano de mijo te va a construir un árbol delante de tu casa que no te dejará ver el sol!.

De este modo, al poco tiempo cumplió su palabra y levantó la Torre del Tardán delante de Casa Rins, y todavía hoy se recuerda aquel hecho en la localidad mirando ambas construcciones desde la parte alta de la población.

Descripción : La torre de Tardan I crece sobre una torrentera activa en periodos húmedos pero que normalmente no lleva líquido. Fuertes chubascos caídos en 1980 hincharon la barranquera provocando importantes desperfectos en el tramo bajo, al no admitir el túnel sobre el que monta el edificio. La posición de la torre es a todas luces anómala e inexplicable, tratándose de la única torre puente del Altoaragón.

Se dividió en cuatro plantas, armadas con mampostería enfoscada y sillar en cantoneras y huecos. La planta baja se destinó a capilla, el primer piso tenía entrada independiente desde la casa, por puerta con arco de medio punto como la de la capilla. Actualmente sólo se puede acceder a él utilizando una escalera de mano de gran alzada.

La ventana de mayor relieve rompe la cara norte del piso superior, con escudo en el dintel, arista moldurada y dos rostros afrontados. Las caras, una masculina y otra femenina, representan al matrimonio titular del inmueble.

Más arriba todavía se observan unas cuantas ventanas de abertura distinta que no que no se pueden ver por el interior.

Actualización : A día de hoy, 22/09/2017, recibo por correo una aclaración con respecto a esta leyenda, hubiera querido abrir los comentarios para que lo escribiera directamente en el artículo, pero no he sido capaz, así que para el que pueda interesar copio y pego el correo recibido.

Me escribe José Antonio Ballarín y me comenta lo siguiente :

Yo soy hijo de Casa El Tardán.
La verdad es que la historia de las dos torres de El Tardán, tiene demasiadas versiones, cada uno lo cuenta de forma distinta dependiendo de donde se documenta, me refiero a si se lo cuenta fulanito o menganito.
No hay datos constatables de cuando ni por qué los del Tardán construyeron la que hoy es propiedad de casa Rin y eso da pie a que haya tantas versiones.
Sí son datos constatables, que los de Rin tienen un campo justo debajo de la huerta que los de Tardán tienen delante de la casa y es verosímil la historia de que en dicho campo de Rin había un árbol que hacía sombra en la huerta de Tardán ( el sol en estas tierras es un valor muy preciado puesto que son muy pocos meses los que el sol calienta con la suficiente fuerza para que maduren las hortalizas y mucho más si nos retrotraemos a 300 años atrás cuando el cambio climático no había hecho acto de presencia). Ante la negativa de los de Rin de cortar el árbol de la disputa, cuentan, que el dueño de Tardán le dijo al de Rin, te voy a plantar un árbol delante de la puerta de tu casa que no vas a ver nunca más el sol. Parte de los terrenos que hoy pertenecen a casa RIN eran de casa El Tardán, de hecho hoy el campo que hay delante de casa RIN es de casa El Tardán.
Saludos

Fuentes consultadas :
Castillos de Aragón
Cai Aragón
Wikipedia

Esta entrada fue publicada en Leyendas y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

18 respuestas a Torre Tardán I (Leyenda)

  1. Ahora se podría protestar al Ayuntamiento, que echaría mano al Plan de Urbanismo…. y según quien fuera más amigo, le haría caso a uno o a otro.

    • unjubilado dijo:

      Senior citizen Eso lo primero, lo segundo los menos amigos, convocarían una manifestación para que no se llevara a cabo las obras, seguidamente llamarían a los antidisturbios para que pudieran empezar las obras…
      – Jubi, que ya nos conocemos como quedó lo de Gamonal.

  2. trimbolera dijo:

    Que recuerdos tengo de ese precioso valle !!!

  3. Frajayo dijo:

    Poco tendrían que hacer Rins y Tardán los de la leyenda. Seguro que no tendrían problemas económicos, ni siquiera los años de cosechas pobres les inquietarían. Vivirian como acaudalados señores en sempiterna confrontación y se mirarían por el rabillo del ojo buscando la manera de epatar al vecino… y fue Tardán quien mojó la oreja al faltón de su vecino.

    • unjubilado dijo:

      Frajayo Antes los ricos de los pueblos eran ricos de verdad, pero ahora como no se espabilaran con las subvenciones, se quedarían a verlas venir, y es que en la actualidad un agricultor o ganadero gana más si está con la libreta debajo del brazo esperando que abran la puerta de los distintos ministerios para ser los primeros en conseguir una ayuda, que pasando penalidades en el campo.

  4. Nélida dijo:

    Curiosa e interesante leyenda.
    La envidia siempre ha existido y existirá.

    En aquel momento no haría ninguna gracia al vecino, la construcción de esa torre. En cambio, hoy en día, me parece increíble y espectacular. Con la belleza que le otorga la historia y el tiempo.

    Gracias por compartirla, Jubi.
    Un beso.

    • unjubilado dijo:

      Nélida No me des las gracias, que me pones colorado, me gusta compartir las historias y disfruto buscando, compartiendo y publicando la información conseguida.
      Un abrazo

  5. Calandra dijo:

    Al menos de esa tonta discusión salió algo muy interesante que da un aspecto especial al pueblo y atrae turistas.

  6. Jesús dijo:

    De la soberbia humana quedarían rotas las relaciones de las dos familias en un pueblo pequeño, (montescos y capuletos), con posibles desengaños amorosos incluidos, mientras en maestro de obras del pueblo se hizo rico, y su hija c aso con el heredero de Tardan I. Plebeyo con noble, y ahí empezó la democracia, y los líos.

    • unjubilado dijo:

      Jesús Y el alcalde también se iría poniendo las botas e iría pidiendo reales de vellón según iban avanzando las obras y si no se los daban, paralización total con derribo incluido. ¿No empezó así la democracia y la corrupción?

  7. Tawaki dijo:

    Envidia en España… no creo.
    No tenía noticia de ese parque natural, pero la foto de la wikipedia promete y habría que investigar más a fondo. El Pirineo oscense es precioso.

    • unjubilado dijo:

      Tawaki Es un pueblecito muy próximo a la frontera francesa. Como le acabo de decir a Calandra para ir abriendo boca, le he dejado el trípode puesto en un mirador del pueblo. Ya sabes que es una de mis especialidades verlo hasta donde se puede, desde el ordenador.

  8. Ester dijo:

    Dicen que somos envidiosos, no lo sé, pero si hoy arregláramos los problemas como entonces la vida transcurriría mejor, sin quema del mobiliario de todos, sin incidentes callejeros. Claro que también a veces se arreglaba con un escopetazo.
    La historia me ha gustado y parecido interesante, es un placer pasar por aquí, y esto casi me lo pierdo los domingos le doy vacaciones al ordenador. Abrazos

    • unjubilado dijo:

      Ester Tienes mucha razón, pero si que somos envidiosos, mira hasta que punto.
      El tema de la envidia es muy español. Los españoles siempre están pensando en la envidia. Para decir que algo es bueno dicen: «Es envidiable».
      Jorge Luis Borges
      Abrazos

  9. Orgullo creativo y perdurable, se podría llamar.

Los comentarios están cerrados.