San Pedro y San Pablo

San Pedro y San Pablo

La solemnidad conjunta de San Pedro y San Pablo es la conmemoración del martirio en Roma de los apóstoles Simón Pedro y Pablo de Tarso, celebrada el 29 de junio.

San Pedro (Betsaida, c. 1 a. C. – Roma, 29 de junio de 67), es llamado «El príncipe de los Apóstoles». La Iglesia católica con sede en el Vaticano, lo identifica como el primer dirigente de su Iglesia, basándose, entre otros argumentos, en las palabras que le dirigió Jesús: «Tú eres Pedro, y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia, y el poder de la Muerte no prevalecerá contra ella. Yo te daré las llaves del Reino de los Cielos. Todo lo que ates en la tierra, quedará atado en el cielo, y todo lo que desates en la tierra, quedará desatado en el cielo» (Mateo 16:18-19)


La tradición católica narra que Pedro acabó sus días en Roma, donde habría sido obispo, y que allí murió martirizado bajo el mandato de Nerón en el Circo Vaticano, sepultado a poca distancia del lugar de su martirio y que a principios del siglo IV el emperador Constantino I el Grande mandó construir la gran basílica vaticana.

San Pablo, Pablo de Tarso, originalmente Saulo, también llamado San Pablo Apóstol, el Apóstol de los Gentiles y San Pablo de Tarso (nacimiento entre los años 5 y 10 d. C., Tarso (actual Turquía) – † año 67 en Roma), aunque no perteneció al círculo de apóstoles de Jesucristo.

Este personaje no cambió su nombre al convertirse al cristianismo, ya que como ciudadano romano y nacido en Tarso, además de ser judío tenía gran influencia de la cultura helenística y romana, por lo que como todo romano de la época tenía un “praenomen” relacionado con una característica familiar (el cual es SAULO, su nombre judío), y un “cognomen” que se asocia a una característica física (que en este caso es PABLO, que es su nombre romano).

Pablo es reconocido por los católicos como un Santo. Hizo mucho para introducir el cristianismo entre los gentiles y es considerado como una de las fuentes significativas de la doctrina de la primitiva iglesia cristiana.

Fue apresado varias veces en una de ellas durante las persecuciones de Nerón. Fue sentenciado a muerte, por lo que fue decapitado hacia el año 67.

Nota de unjubilado : Cuando este artículo se publique, si es que lo hace, yo estaré sin ordenador, casi sin cobertura de móvil, esperando pasar el día en Monterrubio (Segovia). Feliz día a todos/as.

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a San Pedro y San Pablo

  1. Ajovin dijo:

    Habéis sido elegidos con el premio «Dardos 2010».
    Gracias por admitirlo.
    http://mujeradulta.blogspot.com/2010/06/recibimos-nuestro-primer-premio.html

  2. Ligia dijo:

    Felicidades a los Pedros y Pablos. Y tú pasalo bien en Segovia. Ya nos contarás. Abrazos

  3. Isabelita dijo:

    Le envio para que lea la conmemoracion de hoy 29 de juniio

  4. joel dijo:

    consgan una vida

  5. valeria dijo:

    me gusta mucho pzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzz qieres estar con migo???

Los comentarios están cerrados.