Hecha la ley, hecha la trampa

Significado: Se aplica a quien procura eludir o quebrantar una orden recién promulgada y, en general, se refiere a quien incumple las normas que él mismo estableció sin ser sancionado.

Cochinillos mamando.

Pero ¿sabemos su origen? : El origen de este refrán es de lo más curioso, puesto que se atribuye a una historia narrada por el escritor antropólogo y etnólogo italiano especializado en Oriente, Fosco Maraini, en su libro «Secreto Tíbet«, donde explica la historia de unos monjes japoneses que solo podían comer carne de animales marinos.

Sin embargo, conseguir pescado no era tan fácil como cerdos, en cuya zona donde habitaban los había en abundancia.

Así que fueron más listos que nadie y bautizaron al cerdo como ballenas silvestres. Y tan panchos se quedaron, comiendo cerdo hasta saciarse.

En realidad son los políticos y funcionarios públicos quienes se encargan de ponerla en práctica con mucha autoridad.

Estos individuos, al igual que muchos otros funcionarios públicos mañosos, se han valido de testaferros para engañar y robar descaradamente al pueblo.

Esta entrada fue publicada en Dichos, expresiones, refranes y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

18 respuestas a Hecha la ley, hecha la trampa

  1. Nélida dijo:

    Oye qué interesante, qué curioso, no tenía ni idea de que este fuera el origen de una expresión que tanto usamos (y muchos protagonizan).
    No se me olvidará. Gracias por compartirla.
    Un abrazo.

    • unjubilado dijo:

      Nélida No me extraña que utilizaran está técnica para «pescar ballenas», los pobres monjes se morirían de hambre si los peces no eran muy abundantes.
      Un abrazo

  2. Ligia dijo:

    Curioso origen e ingeniosos los monjes… Abrazos

  3. ¿Y coló? Pues todo el mundo sabría que eran cerdos.

  4. ara O. Durán dijo:

    Curioso origen. Tan usada frase.
    Abrazo, Jubi.

  5. No tenía ni idea, unjubilado, sí que es curioso el origen.

    Besos y feliz tarde.

  6. Genín dijo:

    Pensé que lo habían inventado nuestros políticos, que mira que son especialistas en la materia 🙂
    Salud

  7. Jajaja… ballenas silvestres. No sabían ná estos monjes.

  8. Tawaki dijo:

    Al paso que vamos creo que muchos hacen ya las trampas antes de que se apruebe la ley. Avanzamos una barbaridad.

Los comentarios están cerrados.