Encuentra a su familia 23 años después de ser secuestrado

Google en muchas ocasiones evade impuestos, hace su santa voluntad y de vez en cuando nos hace la puñeta cerrando determinados programas, claro que en otras ocasiones y con sus famosos mapas, consigue lo que de otra manera no sería posible.

Encuentra a su familia 23 años después de ser secuestrado gracias a Google Maps


Ver mapa más grande

En el mapa, A lugar donde se encontraba en la actualidad, B su pueblo natal, el mapa puedes agrandarlo y recorrerlo si lo deseas.

Efe | Pekín : Un joven chino secuestrado hace 23 años, cuando tenía cinco, para ser vendido a una familia a miles de kilómetros de su pueblo natal, se ha reencontrado con sus padres biológicos gracias a Google Maps, reveló un canal de televisión del país asiático.

Borrosos recuerdos de su infancia, unidos a la popular herramienta cartográfica de Google, han permitido a Luo Gang, de 28 años, reencontrarse con su familia de Sichuan (centro del país), después de haber vivido con unos padres adoptivos en Fujian (sureste), a 1.500 kilómetros de donde nació.

Luo, que había buscado durante años a su familia original, recordaba que su pueblo natal tenía dos puentes, y con ese detalle y poco más dibujó un tosco mapa del lugar donde vivió de pequeño, que publicó en una página web china dedicada a reunir familias cuyos hijos fueron secuestrados.

El bosquejo permitió a voluntarios de esa página web sugerir a Luo varios pueblos de China que podían ser aquél lugar donde fue secuestrado, y el joven se dedicó a buscarlos todos en Google Maps.

Finalmente, cuando Luo examinaba uno de ellos, llamado Yaojiaba, sus recuerdos afloraron, no le quedó duda alguna de que ése era su pueblo de la infancia, y viajó a él, donde tuvo un emotivo reencuentro con sus padres y abuelos que fue mostrado por el canal televisivo Hunan TV.

Cada año, miles de niños son secuestrados en China por mafias que los venden a parejas que no pueden tener hijos o quieren asegurarse de criar un varón. También se dan casos de grupos criminales que venden a estos menores como esclavos en fábricas.

No es la primera vez que una persona encuentra a su familia después de varias décadas gracias a los servicios de mapas y las redes sociales. El año pasado, un joven indio llamado Saroo, residente en Tasmania, encontró a su madre 25 años después de haberse perdido en la India con cinco años de edad.

Bien está, lo que bien acaba, en este caso Google Maps ha sido decisivo para Lou, al poder encontrar a su familia.

Esta entrada fue publicada en Curiosidades y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

14 respuestas a Encuentra a su familia 23 años después de ser secuestrado

  1. Ester dijo:

    Yo repito lo que tu dices, bien está lo que bien acaba. Abrazos

  2. Ya sabemos que este medio tiene sus cosas malas y sus peligros, pero son muchas más las ventajas que ha aportado a la sociedad.

    • unjubilado dijo:

      Senior citizen Es cierto, al igual que ocurre con las redes sociales que tienen ciertos inconvenientes, especialmente si no se utilizan bien, las ventajas son enormes.

  3. Genín dijo:

    Mis hermanos me encontraron por FB después de no saber yo que existían, y eran 6 nada menos…
    Salud

  4. Leodegundia dijo:

    No hay duda de que estos inventos modernos tienen muchas cosas positivas y estoy segura que Luo lo piensa así.

  5. Quedémonos, pues, con los buenos servicios que puede brindar la Red. Seguro que las dos personas mencionadas en el post lo tendrán siempre en cuenta.

  6. trimbolera dijo:

    La realidad siempre supera a la ficción !!

  7. Chela dijo:

    Internet, con todos sus elementos, Google Maps, en este caso, y las personas dispuestas a colaborar a través de las redes, demuestran tambén su humana utilidad.
    Hermosa historia con final feliz.

    Un abrazo.

    • unjubilado dijo:

      Chela Internet en general, tiene cosas malas especialmente si es mal utilizado como puede ocurrir con las redes sociales, pero predominan con mucho las grandes ventajas.
      En todos los aspectos de nuestra vida hay cosas buenas y cosas francamente malas, pero suelen predominar las primeras.
      En este caso gracias a Google el final fue feliz para Luo y Saroo.
      Un abrazo

Los comentarios están cerrados.