El ejercicio después de los 50

LUNES: DIETA Y CAMINATA

Abuelo corriendoMi abuela comenzó caminando 3 kilómetros por día, cuando tenía 60 años.
Ahora tiene 97 y no sabemos dónde está.
********
El año pasado, me inscribí en un gimnasio, por 70 € al mes y todavía no he perdido ni un kilo. Aparentemente, además de inscribirse, hay que asistir.
**********
Tengo que hacer ejercicio muy temprano por la mañana, antes de que mi cerebro se dé cuenta de lo que estoy haciendo.
************
No hago ningún ejercicio. Si Dios hubiera querido que nos tocáramos la punta de los pies, los habría puesto más arriba.
**************
Me gustan las caminatas largas, especialmente, cuando las hacen algunas personas que me molestan.
****************
Tengo los muslos flácidos, pero afortunadamente, los cubre el estómago.
******************
La ventaja de hacer ejercicio, todos los días, es que te mueres en un excelente estado de salud.
********************
Finalmente, se ha documentado hasta el hartazgo que por cada kilómetro que corres, añades un minuto a tu vida. Esto te permite que, cuando cumplas los 85 años, tengas derecho a cinco meses de vida adicionales… en un geriátrico, a 1500,00 € al mes.

¡Saludos y buen trote!

Recibido por correo. Gracias Luis.

Esta entrada fue publicada en Humor y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

16 respuestas a El ejercicio después de los 50

  1. Jesus dijo:

    Alguien me dijo que, si no hay leones a la vista, correr es antinatural.
    Desde luego no hay que anquilosarse, pero tampoco pasarse.
    Lo de andar todos coinciden que es el ejercicio mas sano, y si tu estado físico te lo permite, algún trocito andarlo en esprint, forzándote. (Yo me refiero a los jubilados de cierta edad). El que quiera correr, camino …

    • unjubilado dijo:

      Jesus Yo la única vez que corrí, ocurrió hace mucho tiempo, fue cuando oí eso de «al ladrón, al ladrón» eran otros tiempos, no es que hubiera robado nada, pero por si acaso, puse pies en polvorosa que eso de cabeza de turco lo había oído en algún sitio.

  2. Todo depende del gusto, la costumbre y las posibilidades de cada cual. A veces, en la bitácora, he hablado de un grupo de caminantes y sus marchas pedestres. Dos de ellas, antiguas montañeras, son septuagenarias con una agilidad envidiable. Suelo ir a «trotear» a las seis de la mañana y, muchas veces, coincido con ellas y me uno al grupo; mantienen el ritmo de maravilla. Y, ojo, que el circuito no es precisamente llano y despejado.

    • unjubilado dijo:

      Una mirada… Yo como corredor fatal, pero como andador, pocos me podían seguir y casi siempre sin descansar, no me ha detenido el mal terreno, pero si las alturas, con decirte que a partir de un quinto piso si me acerco a una terraza o balcón, me agarro con las dos manos por miedo a caerme.
      Nunca me he subido a una torre de radio de telefónica y eso que tienen un quitamiedos vertical que impide caerte, incluso pagaban un sobresueldo si se subía simplemente a inspeccionar el agarre de las antenas.

  3. Leodegundia dijo:

    Lo de hacer ejercicio está bien, pero sin pasarse y creo que pasados los 50 con hacer una hora de caminata diaria es mas que suficiente.

    • unjubilado dijo:

      Leodegundia Eso de andar por andar no se me da bien, me aburro rápidamente, sin embargo si voy a hacer un reportaje fotográfico no me importa andar lo que sea necesario.
      Hace pocos años me iba a dar un paseo en bici, pero no le encontraba ningún aliciente, así que la bici está en el trastero, ahora no me atrevo por culpa de la circulación.

  4. Ligia dijo:

    Ya tengo algunas respuestas para decirle a mi hijo cuando me invite a hacer ejercicio, ja, ja. Abrazos

  5. Genín dijo:

    Muy bueno! 🙂
    Salud

  6. Yo para caminar tengo que ir a alguna parte o hacer algo, como por ejemplo, fotos, pues si camino por caminar con el reloj en la mano hasta cumplir el tiempo, me deprimo un montón y siempre he dicho que le tengo más cariño a mi cabeza que a mi cintura.

    • unjubilado dijo:

      Senior citizen Te pasa exactamente lo que a mi, yo no me deprimo, pero me aburro tanto, que mejor me paseo por internet, si no hay nada que hacer en casa.

  7. Ja, ja, el buen humor sí que alarga la vida… Aunque sea pagando. Besazos.

  8. trimbolera dijo:

    Sin forzar, el andar es muy gratificante, siempre que se pueda.

Los comentarios están cerrados.