De tapas por el Tubo

Si venís a Zaragoza y os apetece tapear, nada mejor que el Tubo, dentro de sus estrechas callejuelas hay más de 80 bares con todo tipo de tapas desde los clásicos torreznos, croquetas, empanadillas, hasta las sofisticadas ancas de rana o toro de atún, pasando por la clásicas salmueras de Bodegas Almau. ¡Que tiempos aquellos!

El Tubo es un entramado de estrechas calles de Zaragoza que alberga la principal zona de tapeo de la ciudad y la de más solera. Se puede acceder directamente desde Plaza de España y estaría formado por la zona comprendida entre El Coso, Alfonso I, Don Jaime I y Mendéz Núñez, es decir justo en el centro de Zaragoza.

Las calles que forman este conjunto son: 4 de Agosto, Mártires, Libertad, Ossau, Cinegio, Estébanes, Blasón Aragonés, Pino y Plaza Sas. Destacan el mítico café cantante El Plata o el antiquísimo restaurante Casa Lac, uno de los más antiguos de España y de Europa que data de 1825.

Esta entrada fue publicada en Zaragoza y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a De tapas por el Tubo

  1. Ester dijo:

    Me debo una visita a Zaragoza y me la debo desde hace tiempo, un paseo por el Tubo, visitar a la Pilarica y entrar en la Seo.
    Hay diferente explicaciones para la famosa tapa, los hay que dicen que se ponía para evitar que cayeran bichos en el vino. Un abrazo

  2. ¿…y qué tal si nos pretamos sendos bocatas de calamares, damos unas vueltas y nos vamos a fisgar al Plata?

    • unjubilado dijo:

      -Una mirada…- Cuando mis padres me daban un dinero para el tranvía, iba andando y me lo guardaba con la idea de comprarme un bocata de calamares en el Tubo, por supuesto no me llegaba para un refresco, pero yo ya me conformaba con eso. Al Plata no he entrado nunca.

  3. Tapas muy suculentas, pero seguro que las cobran, no como aquí, que son gratis.

Los comentarios están cerrados.