Un león se mete en un vehículo lleno de turistas

Ocurrió en el Safari Park Taigan, en Belogorsk, Crimea. Filia que así se llama el león, se metió en un coche de turistas para que lo acariciaran y abrazaran, estaba deseoso de mimos y arrumacos.

Así mientras unos lo acariciaban, otros estupefactos, se dedicaban a grabar la escena para inmortalizarlo en las redes sociales.

El león, después de atiborrarse de turistas… digo, esto…, quería decir que después de cansarse de recibir tantas caricias, se bajó del vehículo y el grupo continuó su camino.

Visto en : El Comercio, Mdz.

Esta entrada fue publicada en Desclasificados y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

12 respuestas a Un león se mete en un vehículo lleno de turistas

  1. Un gatico crecido, el tal Filia, al que se le nota que ha sido criado entre arrumacos humanos. Supongo que le habrán cortado las garras para evitar que, aun sin pretenderlo, hiera a cualquiera de los turistas a los que abraza.

  2. Ester dijo:

    Que suerte han tenido esos turistas, han capturado unas imágenes estupendas para enseñárselas a todos los amigos. Una noticia buena y bonita que bien, Abrazos

  3. A mí me da la sensación de que es un “número” más del safari, pues para el coche, sube el león, lo baja el conductor… y se van.

  4. Genín dijo:

    Ya, pero yo no me fiaría ni un pelo, no porque haga una maldad, pero si se pone muy efusivo y te da un “cariñoso” zarpazo, te arranca la cabeza…jajaja
    Salud

  5. Frajayo dijo:

    Puede que esté familiarizado con visitas de humanos, su hábitat al menos así lo parece; pero si no lo veo no lo creo…

    • unjubilado dijo:

      Frajayo Es un gato grande, pero yo no me fiaría de el por si acaso, ya que de un manotazo, (pienso que habrá pasado por la “manicura” y se las habrán limado a base de bien), te puede volver la cabeza del revés.

  6. Tawaki dijo:

    Vi el vídeo hace unos días y me llevé las manos a la cabeza. Luego la gente va a África, pretende emular estas cosas y termina en la barriga de algún felino. es evidente que este león está acostumbrado a los turistas y que en nada se parece a los que vagan a sus anchas por las sabanas. Harían bien en incidir en la diferencia, que luego ocurren desgracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.