Corte de pelo

Cortarle el pelo al juez Calatayud merece una absolución

El juez Emilio Calatayud, recién cortado el pelo

Creo que la mayoría conocemos las sentencias ejemplares del Juez Calatayud, en este caso el castigo era que -el joven que robó en una peluquería de Granada– tenía que cortarle el pelo al mismísimo magistrado una vez que hubiera hecho un curso de peluquería. El joven ha cumplido con su misión y ahora Calatayud luce orgulloso su renovado y jovial look. “Como no has estudiado por lo civil, vas a estudiar por lo criminal”, le espetó hace casi un año el juez al chico.

El delito consistió en robar 600 euros en efectivo y un secador tasado en 160 euros en un centro de belleza. Poco tardó en ser detenido por la Policía, que le apresaba en las inmediaciones del negocio tras tirar un destornillador al suelo, herramienta con la que pudo forzar la cerradura para entrar.

Emilio Calatayud: “Qué bien pela el ‘condenao’”

Medio año después de que Emilio Calatayud condenara a un joven a que le cortase el pelo por haber robado en una peluquería, las partes se dieron cita en una peluquería de un barrio de la capital granadina para dirimir el singular pleito. Fue la tarde del pasado 3 de julio.

El establecimiento estaba cerrado al público. Aparte de los protagonistas, esto es, el peluquero en ciernes y el juez, sólo asistieron a la ejecución de la sentencia el ‘profesor-perito’ encargado de evaluar la ‘obra’ del penado y sus educadores y delegados de la libertad vigilada.
El resultado de la prueba lo resume con buen humor el propio Calatayud: «Sentencia cumplida. Que bien pela el ‘condenao’», explicó después de que se produjera el peculiar acto judicial.

El popular jurista detalló que el chico empleó unos 35 minutos en completar la faena, un tiempo razonable, según su criterio. «La única pega que le puse, y se lo dije a él, es que tenía que hablar más con el cliente, porque estaba muy callado. Y los peluqueros suelen dar conversación a los clientes. Le dije que me preguntase que cómo me llamaba y en qué trabajaba, y eso… Pero es que estaba nerviosillo y es normal. El chaval me comentó que no hablaba porque cuando trabajaba se concentraba mucho», indicó el juez.
Hasta el momento en que el magistrado le animó a darle palique, el muchacho sólo había abierto la boca para formular la interrogante de rigor: «¿Cómo le corto?». La contestación de Calatayud fue la siguiente: «A lo clásico, pero cortillo, que hace mucho calor y quiero que me aguante todo el verano. Pero ni crestas ni tupés. Como estoy, pero que aguante el verano», recordó el togado.

Cuando el chico enfundó las tijeras y la maquinilla, el profesor-perito…

Si queréis conocer el final tendréis que ir al Blog del juez Emilio Calatayud, que es de donde ha copiado casi todo lo que antecede.

Esta entrada fue publicada en Curiosidades y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

20 respuestas a Corte de pelo

  1. Genín dijo:

    Pues lo he debido comentar en otro blog, aquí no está mi comentario, las fotos eran las mismas y el contenido similar, solo que fue ayer… 🙁
    Salud

  2. Calandra dijo:

    Este es un juez especial al que creo que se debería de escuchar con mas atención.

    • unjubilado dijo:

      Calandra Son sentencias ejemplares para jóvenes de menos de 18 años, aunque son muy controvertidas, la mayoría le salen bien y el incipiente infractor suele rehabilitarse.

  3. trimbolera dijo:

    A mi me parecen muy valientes los dos. Besetes.

  4. Sara O. Durán dijo:

    Un juez con sensibilidad que ojalá fuera emulado por otros jueces.
    Un abrazo.

  5. Tawaki dijo:

    Uno de los enlaces que tengo es el del blog de este juez, ya que lo visito a menudo. Deberíamos tener más jueces como él, personas responsables que se dedican a rehabilitar a otros donde otros se limitan a castigar. ¡Bravo!

    • unjubilado dijo:

      Tawaki Yo también lo tengo en favoritos y en ocasiones lo voy consultando.
      La pena es que esto solamente funciona con jóvenes que en ocasiones pueden llegar a moldearse y tener una segunda oportunidad.

  6. Ligia dijo:

    Qué buena la sentencia, debería haber más jueces como éste. Al final los “condenados” sacan provecho que es como tiene que ser. Abrazos

  7. Ligia dijo:

    Me estoy poniendo al día con los blogs después de pasar una semanita de vacaciones por Galicia.

  8. Además de un juez eficiente y original, es un hombre simpático y muy asequible. Yo me lo encuentro con cierta frecuencia en el super donde compro, que está muy cerca de su juzgado. En Granada se le sigue mucho y hemos estado preocupados por la enfermedad que ha sufrido y de la que, aparentemente, está recuperado, aunque no ha recobrado la apariencia que tenía antes de ella.

  9. unjubilado dijo:

    Senior citizen Ya tiene 62 años y empieza a entrar en la edad de que los años no perdonan y van sacando físicamente lo peor que tenemos cada uno.
    Cáncer en la próstata es la enfermedad que tuvo, y con motivo del Día Internacional del Niño con Cáncer, que se conmemoraba en febrero aportó su granito de arena: “Condeno” con todas mis fuerzas a los niños con cáncer a curarse cuanto antes

  10. Pero es que también perdió a su mujer de lo mismo, aunque después se ha vuelto a casar.

    http://www.granadablogs.com/juezcalatayud/2009/09/mi-mujer-tiene-cancer/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *