El columpio

Un vídeo que pretende sensibilizar sobre la importancia de construir parques infantiles accesibles.

El vídeo quiere enfatizar en la idea de pensar en la diversidad a la hora de diseñar parques sin barreras en los que todos los niños puedan jugar y divertirse. Y es que en un parque convencional sólo pueden hacer uso de los columpios aquellos chicos que pueden correr y saltar, mientras que los que tienen problemas de movilidad o van en sillas de ruedas sólo pueden ver cómo los demás juegan.

Desde el mes de junio, la Fundación Numen cuenta en sus instalaciones con un parque de juegos accesible gracias al patrocinio de importantes organizaciones entre las que se encuentran la Fundación Montemadrid y Bankia, que hará el comienzo del curso mucho más divertido para los 73 niños y adultos que acuden cada día a esta fundación.

Desde esta organización quieren recordar la importancia que supone el juego para el desarrollo de los más pequeños. Jugar es un derecho de los niños que fue proclamado en 1959 en la Asamblea General de las Naciones Unidas y que ratificó en 1990 el Parlamento Español.

Fuente : ABC familia

Esta entrada fue publicada en Desclasificados y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

18 respuestas a El columpio

  1. Genín dijo:

    Menos mal que proclamaron el derecho a jugar del niño, si no es por ellos yo no hubiera jugada tanto de niño…jajaja 🙂
    Salud

    • unjubilado dijo:

      Genín Entonces no sabíamos, al menos en mi caso, los derechos que teníamos los niños, así que hacíamos lo que buenamente podíamos y nos dejaban nuestro padres o tutores, jugar y hacer alguna que otra travesura.
      Saludos

  2. Calandra dijo:

    Que tristeza ver a estos pobres niños, las enfermedades son malas en cualquier persona, pero en un niño lo son todavía más.

    • unjubilado dijo:

      Calandra Desgraciadamente es la triste verdad y más si pensamos que en ocasiones esas enfermedades o invalideces las provocamos nosotros, estoy pensando en Alepo y en otros sitios donde la guerra marca la diferencia.

  3. Lo cierto es que no es usual encontrar parques infantiles adaptados; como mucho, se han adecuado los accesos, pero no los aparatos lúdicos.

    • unjubilado dijo:

      Una mirada… No, no es normal, en Zaragoza no conozco ninguno, quizás más adelante vayan construyendo alguno pero de momento creo que no existen, excepto como bien dices los accesos.

  4. Ester dijo:

    Afortunadamente cada vez pensamos mas en la diversidad, esos columpios son mucho mas caros que los demás y los utilizan menos niños, por eso se necesita de la colaboración de empresas patrocinadoras, pero los hay y con el tiempo habrá mas. como las aceras, los semáforos, las plazas de aparcamiento, los autobuses, los trenes… vamos progresando. Se lo merecen y lo necesitan. Abrazos

    • unjubilado dijo:

      Ester El problema es siempre el dinero, no solamente en los aparatos lúdicos, también en costosas medicinas para enfermedades raras donde dicen que se gastan mucho en investigación y las utilizan pocas persona por lo que no les resultan rentables.
      Abrazos

  5. Y si, de camino, se dedicaran fondos a investigar esas enfermedades, no serían necesarios esos columpios.

    • unjubilado dijo:

      Senior citizen Eso sería lo ideal, coger al toro por los cuernos, es decir tratar de solucionar los problemas de raíz e ir atajando poco a poco enfermedades que a la larga pueden resultar muy costosas no solamente para el enfermo y sus familiares, sino también para la sanidad y los servicios sociales.

  6. Estimado Jubi, llevo tiempo fijándome que te estás dispersando en tus entradas. Esto no quiere decir que sean aburridas, sino de temática variada. Creo que a estas alturas debes mojarte con algún escrito tuyo, esto es, pasar del reporterismo al relato.

    • unjubilado dijo:

      Jose Manuel Borrallo Llevo más de 10 años con el blog, publicando cada día una entrada, salvo periodos muy puntuales, de ahí la variedad de los post.
      En cuanto a mojarme escribiendo algo mío, tajantemente digo NO, aunque he contado anécdotas y vivencias propias siempre a mi manera, pero nunca para obtener el aprobado de un escrito, ya que nunca he sabido hacer la O con un canuto, mi vida ha transcurrido entre aparatos de medidas, artilugios para que las telecomunicaciones, llegaran a su destino, fueran estas a nivel nacional como internacional, radioenlaces y sistemas sofisticados para que por un par de hilos fueran una docena de comunicaciones simultáneas.
      Mis escritos siempre se referían al tiempo que existía una incomunicación y las causas que la motivaron, así como las actuaciones mías o del personal a mi cargo. En mi última época profesional además del trabajo normal daba clases a mis compañeros (decían que se me daba bien) de la experiencia que a lo largo de los años había adquirido. Clases de energía, grupos electrógenos, baterías, aparatos de medida, informática a nivel de usuario desde el ya olvidado MSDOS, hasta el Excell para profesionales, pasando por las redes de Microsoft, PowerPoint, dBase…

  7. Nélida dijo:

    La sonrisa de un niño lo vale todo. No podemos dejar fuera a los que tengan alguna discapacidad (física en este caso, como nos muestra el vídeo y como se quiere sensibilizar del tema), así que me parece muy aleccionador y que por favor se ponga en práctica en todos lados.
    Sin dejar de investigar e invertir también en la curación de estas enfermedades y discapacidades infantiles.
    Un beso, Jubi.

    • unjubilado dijo:

      Nélida Me imagino que poco a poco la sociedad se irá concienciando y al igual que ocurre con las barreras arquitectónicas los parques infantiles se irán haciendo poco a poco apto para los niños con alguna discapacidad.
      Un beso

  8. Ojalá que todas esas acciones vayan en expansión. Porque lo pasan muy mal los niños con alguna discapacidad. Esto depende mucho de la gestión ciudadana.
    Un beso.

    • unjubilado dijo:

      Sara O. Durán Estoy de acuerdo contigo, soy de la opinión que aunque sea muy lentamente los parques infantiles se irán realizando sin este tipo de barreras.
      Un beso

  9. Tawaki dijo:

    En realidad el columpio es una buena forma de llamar nuestra atención para recordarnos la cantidad de barreras arquitectónicas que nos rodean. Muchas de ellas son físicas, algunas otras, mentales. Está bien superar ambas.

Los comentarios están cerrados.