Monasterio de Miramar (Valldemossa)

Monasterio de Miramar (Valldemossa)
Monasterio de Miramar. Fotos propias se pueden ver más grandes

El Monasterio de Miramar, ubicado en la posesión del mismo nombre, en el término municipal de Valldemossa, fue fundado en 1276 por Jaume II, a petición de Ramón Llull, para acoger un colegio de misioneros dedicado a la enseñanza del árabe y otras lenguas orientales, con el objetivo de preparar a frailes para convertir infieles al cristianismo.

En su juventud Ramón Llull llevó la vida desenfadada de un joven de familia acomodada, hasta que a los 30 años de edad y, al igual que le sucediera a San Pablo cuando se cayó de su caballo, recibiera la Iluminación y decidiera que en adelante, su futuro iría unido al del estudio de la Verdad y a su difusión.

Inseparable compañero de juventud del que luego llegó a ser el Rey Jaime-II de Mallorca, tras una compleja evolución espiritual y con los fondos donados por su antiguo amigo, fundó en 1.276 el Monasterio de Miramar, en plena Sierra de Tramontana. Lo ubicó en un lugar privilegiado entre Valldemossa y Deiá, para establecer una Escuela de Lenguas Orientales —que fue refrendada por una bula papal—, donde grupos de trece franciscanos estudiarían el árabe y el Arte Demostrativa, complejo sistema filosófico-matemático desarrollado por el propio Llull mediante doce figuras geométricas, que ayudaban a encontrar la Verdad por la vía de la Razón.

Monasterio de Miramar (Valldemossa)
Conjunto de diecisiete arcos apuntados trifoliados


El Beato Ramon Llull, que en 1273 ya se había retirado una temporada en Randa para hacer vida contemplativa, pasó casi tres años en Miramar, donde se dedicó a enseñar a 12 frailes y a escribir algunas de sus obras. El Archiduque Luis Salvador de Austria (1847-1915) compró en 1872, después de enamorarse de los paisajes de la costa norte de Mallorca, la antigua posesión. Según escribe el propio Archiduque en Die Balearen: «sin duda, ningún otro lugar de la tierra puede llevar con más propiedad el nombre de Miramar».

Llull residió en Miramar unos tres o cuatro años, hasta 1279. En 1295 el monasterio había sido abandonado y Llull se lamentó por ello en Desconhort.

El monasterio volvió de nuevo a manos de la Real y de otras órdenes religiosas y, en el siglo XV, se establecieron en él dos lulistas. Estos últimos decidieron fundar allí una imprenta que en 1485 publicó el primer libro impreso en Mallorca.

En el jardín también veremos un conjunto de diecisiete arcos apuntados trifoliados, decorados con motivos vegetales, que se apoyan sobre diecinueve columnas de piedra de sección cuadrilobulada, que pertenecieron al claustro del antiguo Convento de Santa Margalida de Palma, del siglo XIII, amortizado y demolido en el siglo XIX y recuperado parcialmente por el Archiduque, que llevó sus restos a Miramar.

Monasterio de Miramar (Valldemossa)
Celda monacal.

En los demás edificios del conjunto podemos contemplar una almazara, la antigua cocina, una sala de cartas náuticas que fueron empleadas por el Archiduque en su yate Nixe, otra pequeña sala con piezas originales del Nixe-II, una más dedicada a Ramón Llull, con los dibujos de figuras geométricas mediante las que enseñaba su Ars y una reproducción de lo que sería la escueta decoración de una celda monacal, con una sencilla manta de paja entretejida sobre el catre y un curioso armario de madera en forma de ataúd.

Monasterio de Miramar (Valldemossa)
Escultura funeraria en memoria de Vratislav Vyborny, primer secretario del archiduque Luis Salvador

También se podrá visitar el monumento funerario de Vyborny, el que fuera el primer secretario personal del Archiduque, con una escultura romántica en mármol, datada en 1.879 y cuyo autor fue el escultor italiano Antonio Tantardini.

Fuentes consultadas : Mallorca Web, Rutas Ramon Llull, Perdido en Mallorca.

Esta entrada fue publicada en Mallorca y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

19 respuestas a Monasterio de Miramar (Valldemossa)

  1. genín dijo:

    Hoy no les dejarían construir el convento en tierra agraria…jajaja 🙂
    Salud

  2. Ester dijo:

    Te enteraste de todas las explicaciones, y has hecho un buen reportaje. Abrazos

  3. Jesus dijo:

    Un gran trabajo para la proxima guia oficial de Mallorca.

  4. Precioso. No había oído hablar del beato Ramón Llull.
    Besos

  5. trimbolera dijo:

    Muy bonito todo y más con tus explicaciones. Gracias.

  6. Ligia dijo:

    Estupendo tu reportaje. No conocía el lugar. Abrazos

  7. Calandra dijo:

    Las figuras del monumento funerario son bellísimas.

    • unjubilado dijo:

      Calandra Me hubiera gustado tocarlas en un despiste de la guía, pero no llegaba, la sensación es de que estaban además de muy bien hechas muy pulidas.

  8. En la foto 21 asoma un fantasma con camisa azul. ¿Será Ramón Llull?

  9. Tawaki dijo:

    No conocía este monasterio. De Llull siempre he querido leer algo, pero no abría por dónde empezar.

    • Tawaki dijo:

      sabría, que me comí una ese

    • unjubilado dijo:

      Tawaki Escribió 243 libros que incluían materias tan diversas como la filosofía (Ars magna), la ciencia (Arbre de sciència, Tractat d’astronomia), la educación (Blanquerna, que incluye el Llibre de Amic e Amat), la mística (Llibre de contemplació), la gramática (Retòrica nova), la caballería (Libro del Orden de Caballería), novelas (Llibre de meravelles, que incluye el Llibre de les bèsties), y muchos otros temas, que el mismo autor de inmediato traducía al árabe y al latín. (De Wikipedia)

Los comentarios están cerrados.