La lavandera

Glorieta de la BalsetaHace unos días, subiendo por la Avenida San José, en la Glorieta de la Balseta, y en medio de una fuente, simulando un lavadero, me he encontrado con una escultura.

La lavandera

Pulsar en las imágenes para verlas de cerca.

Cuando me he acercado a ella a pleno sol y con casi 40º he pensado «Qué bien se debe de estar en medio de la fuente con esta temperatura», pero inmediatamente mi imaginación se ha ido a la época en que las lavanderas ejercían su oficio en verano y en invierno incluso con hielo, y tenían que romper la capa superficial para poder lavar.

La lavandera de espaldas

No hay ninguna inscripción, o al menos yo no la he visto, en la que aparezca los datos y/o nombre del autor, así que en casa he tenido que buscar esta información, pero antes me he asegurado que el cesto que lleva la mujer era de ropa, no fuera a ser que llevara la merienda para pasar un día en el campo.

Ropa de la lavandera

Una vez en casa me aparece esta información :
Autor : ARCÓN, Manuel(Escultor) Ver información en Wikipedia
Emplazamiento : Avenida de San José-Glorieta de la Balseta
Periodo : Último cuarto del siglo XX [1976-2000]
Colaboradores : Fundiciones Villaguz (Villanueva de Gállego)
Materiales : Bronce fundido y patinado
Dimensiones : 1’76 x 0’82 x 0’47 m
Pedestal (hormigón) : 0’45 x 0’65 x 0’56 m
Cronología : 1992
Promotor y propietario : Ayuntamiento de Zaragoza
Crónica : Entre los últimos años ochenta y los primeros noventa del siglo XX, el Área de Urbanismo del Ayuntamiento de Zaragoza promovió, como parte de diversos proyectos de renovación urbanística de calles y plazas de la ciudad, la instalación de obras escultóricas de naturaleza monumental, por lo general encargadas o adquiridas a escultores locales, bien mediante concurso o de manera directa. La renovación del tramo final de la avenida de San José incluyó la instalación de esta escultura de Arcón, encargada por el Ayuntamiento para rememorar de modo permanente la existencia en aquella zona de la ciudad de los lavaderos públicos de la Balseta, muy populares y frecuentados hasta que las instalaciones de agua corriente domiciliaria, primero, y los electrodomésticos, después, se implantaron mayoritariamente en las viviendas zaragozanas.

Fuentes consultadas
Ayuntamiento de Zaragoza
Wikipedia
zgz.com
Google Map

Esta entrada fue publicada en Arte urbano y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a La lavandera

  1. Genín dijo:

    Me recordaste cuando haciendo la mili en León teniamos que romper el hielo de las jarras para beber el agua, también había que separar los gusanos blancos del plato para tomar la sopa de ajo…
    Salud

  2. unjubilado dijo:

    Genín Por lo que veo, tu en ocasiones pasabas frío en la mili, yo también las pasaba canutas… por el calor en Sidi Ifni. Los gusanos debían de freírse en los orinales donde revolvían la tortilla de patatas.
    Ve a este enlace : http://www.unjubilado.info/2006/03/27/bir-de-sidi-ifni-2%C2%AA-parte/ y verás las calamidades que pasábamos.
    Un saludo militar.

  3. trimbolera dijo:

    Jolines, la mili era terrible y encima bien lejos de casa!
    Lo que cuentas en tu enlace casi hace temblar, pero no eran menos malas las anécdotas que contaba Marcos, lo único bueno era que él estaba más cerca, en Sabiñánigo.

  4. unjubilado dijo:

    trimbolera Es cierto, lo peor de todo era la distancia, tenías que hacerte todo, lavarte la ropa, arreglarte algún descosido o roto, aprender a planchar sin plancha, aunque de verdad lo que se echaba en falta era la familia, novia y amigos.

  5. Leodegundia dijo:

    Un trabajo penoso el de las lavanderas, y pensar que ahora hay algunas mujeres que se quejan porque tienen que poner la lavadora.

  6. unjubilado dijo:

    Leodegundia Recuerdo perfectamente tu post «Quejarse en exceso» y mi comentario Es cierto, nos quejamos de casi todo….
    ¡Huy! Si yo no tengo memoria…

Los comentarios están cerrados.